13
SEP
2018

Si te has hecho un blanqueamiento dental o estás pensando en hacértelo, debes tener en cuenta varios factores. Uno de ellos son los alimentos que benefician y perjudican el tratamiento. Siempre se ha hablado de lo difícil que es mantener los dientes en perfecto estado de forma constante. Muchos alimentos son azucarados o ácidos y dañan el esmalte de las piezas dentales fácilmente. Otros estropean el blanco nacarado de los dientes.

Algunos de los alimentos que más perjudican al esmalte dental son los siguientes:

El vinagre balsámico y la salsa de soja los oscurecen, por su color y por su consistencia. Los zumos con su acidez y azúcar pueden manchar los dientes y fomentar la aparición de bacterias y caries. La salsa de tomate, las frutas pigmentadas y la remolacha contienen tanto colorantes -en el primer caso- como pigmentos oscuros -en el segundo y tercero-. Lo mismo sucede con el curry que puede dejar una ligera coloración amarillenta si se abusa del mismo. Los refrescos, además de los azúcares que contienen, pueden causar la decoloración de los dientes. El vino tinto es uno de los más potentes, pues las manchas pueden verse al poco de beberse.

En Aller Miró Clínica Dental realizamos blanqueamientos dentales y te asesoramos sobre todo lo que tienes que hacer antes, después y durante. ¡Pide cita con nosotros!