10
ENE
2018

Las férulas de descarga son uno de los tratamientos más frecuentes en odontología. Tratan distintos problemas dentales, como es el desgaste de los dientes (bruxismo). Se utilizan también para evitar las posiciones anómalas e incorrectas de la mandíbula .

Consiste en un aparato bucal de resina que se coloca en uno de los maxilares para evitar que entren en contacto los dientes de ambas arcadas y así llevar la mandíbula a una posición correcta mientras se está en reposo. De esta forma, las piezas dentales no sufren el desgaste propio de apretar o friccionar unos dientes con otros, lo que normalmente conlleva dolor de mandíbula, de cabeza o incluso de cuello.

A la hora de utilizar una férula, se deben tener en cuenta ciertas normas de colocación y extracción. Los primeros días resultará raro tener un elemento extraño en la boca, se saliva de más y se habla con alguna dificultad, sin embargo, es algo que pasa una vez uno se acostumbra a ella. La higiene de la misma es imprescindible. Se recomienda lavarla frecuentemente para evitar malos olores y sabores y que un especialista revise su estado de forma periódica, por si se tiene que hacer algún ajuste o reparación.

En Aller Miró Clínica Dental contamos con un equipo de profesionales con una amplia experiencia. Pide cita con nosotros, estamos en Alcoy.